La terapia de estrógeno a largo plazo sí aumenta el riesgo de cáncer de mama, según un estudio

Datos de un estudio financiado por el gobierno contradicen hallazgos anteriores sobre el tratamiento para la menopausia

La Asociación Alicantina para el Estudio de las Intolerancias Alimentarias y Ambientales quiere poner de manifiesto que existen suficientes evidencias en contra de las Terapias Hormonales de Sustitución afirmando que muchas de aquellas promesas en torno a las mismas para la menopausia no solo eran falsas sino que eran y son peligrosas tal y como ya se desprendió, inicialmente,  de aquel famoso y riguroso estudio de calidad del año 1998 llamado HERS donde se evidenciaron sus riesgos a medio y largo plazo, y , finalmente,  con ese otro gran estudio del año 2002 llamado “Women´s Health Initiative”  que se publicó en la revista americana JAMA y cuyos resultados se podrían resumir diciendo que los tratamientos hormonales sustitutivos han sobredimensionado nimios beneficios como la reducción de fracturas y el cáncer de colon, frente al aumento de riesgos de padecer ataques al corazón, ictus, trombos y cáncer de mama.

Un nuevo estudio -y van muchos-  financiado por el Instituto Nacional del Cáncer de EEUU desmiente una investigación publicada semanas antes. Dicha investigación -parcialmente financiada por la multinacional Wyeth-  defendía el beneficio de esta terapia.

Para leer más acerca de la última investigación…

http://www.healthfinder.gov/news/newsstory2.aspx?Docid=663364&source=govdelivery

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Otras. Guarda el enlace permanente.